Saltar al contenido
TuPanificadora.COM

¿Cómo se usa una panificadora? Guia De Uso Para Todas Las Marcas

La panificadora es una máquina completa que permite preparar pan y tortas con levadura con el mínimo esfuerzo y sin tener que preocuparse por el control de los ingredientes durante las diferentes etapas del proceso. De esta manera, mientras la máquina está funcionando, usted puede hacer otras cosas importantes o simplemente relajarse o descansar.

El uso de una panificadora es sencillo

El uso de este aparato es realmente muy sencillo, ya que sólo hay que conseguir los ingredientes adecuados en las proporciones indicadas por la receta que se quiere seguir, colocarlos en el recipiente adecuado y dejar que la máquina se encargue de todo lo demás hasta que se cocine.

Cómo se usa una panificadora

Las recetas se incluyen a menudo en el paquete, de lo contrario, puede encontrar muchas en línea. Aunque existen muchos modelos diferentes de máquinas panificadoras, el concepto básico es el mismo para todos, ya que las máquinas panificadoras se encargan de amasar, leudar y cocinar los ingredientes. Dependiendo del tipo de preparación, el tiempo que tarda la máquina oscila entre unas 2 y casi 4 horas.

Fases de la panificadora

Fases de la panificadora

Precalentamiento:

Esta fase dura unos veinte minutos y permite aumentar la temperatura de los líquidos introducidos en la máquina para que puedan activar la levadura durante el amasado. Por esta razón, con la máquina de pan no es necesario preocuparse si la leche utilizada, por ejemplo, acaba de salir de la nevera o si el agua está caliente. La máquina se asegurará de que al final de esta fase la temperatura de todos los ingredientes sea la correcta.

Amasado:

Esta fase dura aproximadamente media hora y tiene como objetivo mezclar todos los ingredientes de forma homogénea. En esta fase se puede abrir la tapa de la amasadora para comprobar si la masa es demasiado dura o demasiado blanda y añadir un poco de agua o harina si es necesario para conseguir la mejor consistencia.

Levadura:

la duración de esta fase varía en función del tipo de pan o bollería que se quiera preparar y puede repetirse varias veces. En cualquier caso, puede oscilar entre media hora y noventa minutos y la masa leudada se voltea durante unos minutos antes de pasar a la siguiente fermentación.

Cocción:

Incluso esta fase tiene una duración variable, ya que, por supuesto, no todos los tipos de masa se cocinan a las mismas temperaturas y al mismo tiempo. Los diferentes programas preestablecidos que están presentes en todos los modelos de máquinas panificadoras aseguran que el producto final sea perfecto.

Final del proceso de coccion:

La máquina de pan emite una señal acústica para advertir al consumidor de que el producto está listo. Algunos modelos están programados para dejar el pan o los pasteles calientes tan pronto como estén listos, sin secarlos. Al final de la cocción, dejar tapar durante unos diez minutos antes de retirar el recipiente y verter el pan sobre una superficie. De esta manera, el exceso de humedad se escapa y es mucho más fácil retirar el pan del recipiente.